13ª en Holten

El sábado volví a competir... En esta ocasión tocó viajar al extranjero, a un país donde todavía no había estado. Como comentaba la semana pasada, acudía a esta carrera con el objetivo de seguir aprendiendo y poniendo en práctica todo lo que estamos entrenando.


El traslado fue un poco caótico… Viajé el viernes a primera hora de la mañana. Me levanté a las 5 para llegar a Holten a las 13:30. Primero, el avión hasta Ámsterdam. Y luego cogí un tren. Llegué con el tiempo justo para comer e ir al briefing. Menos mal que Jaime me dijo que me llevara una sudadera porque si es por mí... No pensé que allí podía hacer un poco de fresco… ¡jejejeje! El tiempo no era muy soleado y caluroso que digamos. Era más bien nublado tirando a lluvioso...



Después del briefing me fui al bungaló, donde me alojaba junto a mis compañeros Richi Hernández, Aleix Doménech, Genís Grau, Álex Cañas y Óscar Torres. Me ayudaron a montar la bici y Óscar y yo fuimos a intentar reconocer el circuito ciclista. Digo intentamos porque nos perdimos varias veces. No sabíamos por dónde era. Luego, lo hicimos al revés y tuvimos que tirar de GPS para volver al bungaló. Mientras tanto nos cayeron algunas gotitas de lluvia. Posteriormente, a deshacer la maleta, cenar... y a descansar…


Sábado por la mañana… El día amaneció algo soleado, así que ya estaba contenta. Las previsiones eran de lluvia y, al ver que no se cumplían, no podía estar más feliz. Durante toda la mañana en mi cabeza no dejaban de sonar las palabras que me había dicho Jaime: “Si compites igual de feliz que estás, vas a hacer un carrerón”. La verdad es que este fin de semana he sido la mujer más feliz del mundo, a pesar de viajar sin Elías, con quien me encanta compartir estas experiencias. El entorno me fascinaba: los paisajes, la naturaleza, las casas bajitas y tan chulas, el poner en práctica mis clases de inglés… Estaba realmente contenta y esa mañana no paraba de recordar las palabras del míster…


Desayuné al poquito de levantarme, no mucho: un par de tostadas con queso y pavo y una onza de chocolate blanco que había comprado el día anterior. Preparé la mochila de competición, con lo imprescindible, ya que tenia que desplazarme en bici “bastante” rato y no quería cargar con la mochila muy llena. Salí del bungaló con tiempo de sobra para la T2, con el GPS porque era incapaz de recordar el camino, pensando que tomaría un café en la plaza y vería a los chicos.


Llegué puntual y me dejaron meter las zapatillas en boxes antes de hora. Y aprovechando que había otra chica, me fui con ella en bici hasta el lago donde nadábamos. Así podía ver la zona de enlace, de diez kilómetros aproximadamente. Llegué a la T1 con una hora de antelación y tuve que esperar para pasar el control y entrar a boxes. Aproveché para sentarme a estirar un poco las piernas y ver la salida de los juniors.

Empezó a llover y, poco después, a diluviar. No podía ser… bici con suelo mojado y lluvia. Ya nos lo avisaron en el briefing, pero la esperanza es lo último que se pierde. Me puse en modo aceptación: “No pasa nada. Si voy con cuidado, no tiene por qué pasar nada, no te vas a caer, acuérdate de deshinchar un poco las ruedas”. Estuvimos más rato del debido esperando para entrar en boxes y, en todo ese tiempo, por más que me abrigué, me quedé congelada y empecé a tiritar. En cuanto nos dejaron entrar a colocar las bicis, me posicioné de las primeras, me apresuré para dejar la bici lista y me puse a cubierto para meterme en el neopreno e intentar entrar en calor. Estuve unos minutos pensando en si tirarme al agua a calentar o no. Al final opté por meterme un poquito y quedarme en cámara de llamadas. Aun así, estaba deseando que dieran el pistoletazo para quitarme el frío de encima.


Llegó el momento… Jaime había sido claro en el “team orders”. Tenía que nadar bien y hacer una buena transición. Esta vez no me podía pasar como en Lisboa. En cuanto me tiré al agua, empecé a nadar fuerte y mirando hacia la izquierda, que era donde estaba Hall. Enseguida me coloqué a pies de su compatriota Learmonth y, aunque en el nado entre boyas perdí alguna posición, conseguí mantenerme a pies en el grupo, haciendo unas “S” y nadando a un ritmo algo diferente y extraño a lo que siento habitualmente. Hasta allí todo bien, incluso me colé en la última boya ganando una mejor posición. Perfecto. Ahora tocaba correr como en los entrenamientos de Las Encinas. Y la verdad es que lo recordé: “Corre que esta vez no se van”. Me saqué rápido el neopreno, me puse el casco y cogí la bici hacia la línea de montaje. Me subí bastante rápido, a pesar de que todavía no sé “saltar encima” y conseguimos juntarnos un grupito. Nos entendimos y trabajamos a relevos...


Estaba lloviendo pero no me di mucha cuenta. Iba concentrada para no caerme y para intentar cazar al trío delantero, con Hall, Learmonth y Zapatrina. Cuando terminamos la zona de enlace y parecía que ya casi las teníamos, nuestra velocidad fue disminuyendo. Mis colaboraciones también empezaron a ser menores. Me coloqué en la cola por miedo a tener algún percance en los giros. Las dos vueltas que teníamos que dar eran con giros algo técnicos, con adoquinado y badenes. Si a eso le sumamos mi poca habilidad en la bici, tenemos que pasé de rodar rápido y tirar del grupo a estar la última con arrancadas en cada giro…


El circuito tenía una cuestecita del 10%. Justo allí nos enganchó el grupo de atrás y aflojamos un poquito. Nadie quería tirar y yo sólo estaba pendiente de trazar bien, sin sustos.


Llegamos a T2 muy cerca de Hall y Learmonth, que habían atacado a Zapatrina en la segunda subida. Las dos se cayeron en una curva antes de entrar a boxes. Mi transición fue un poco lenta, pero no mucho más de lo habitual. Me costó calzarme las zapatillas. Tenía los pies congelados y sin sensibilidad y no era capaz. En definitiva, salí 10” detrás de mi grupo. Aunque 10” son mucho tiempo, las tenía a la vista y pensé: “A tope que están ahí... hay que ir a pillarlas”. Analizándolo ahora, me sorprende que lo viera tan fácil cuando todos sabemos que mi punto débil es la carrera, pero la verdad es que salí a tope. Seguí las indicaciones de Jaime: “Corre como si no hubiera un mañana”. Y así hice. Al poco de salir de boxes, calculo que sobre el kilómetro 1 o 1,5, adelanté a tres chicas que iban muy juntas. Por un momento dudé de si debía quedarme con ellas porque iba pasada de vueltas... Me lo pensé mejor y apreté todo lo que pude para que no se me engancharan y me dije: “Tú sigue y, si revientas, ya te pillarán”. La siguiente chica que tenía delante estaba muy cerca, pero por más que intentaba recortar seguíamos a la misma distancia.


La carrera a pie fue súper chula. Nos metieron por un sendero que me recordaba a cuando corro en Galicia. Pasábamos por la plaza del pueblo con toda la gente animando y por la zona de meta, con moqueta y donde tenían montadas unas gradas. Todo muy chulo. Además, me encontré increíblemente bien. Era como si no estuviera cansada, pero mis piernas no se podían mover mas rápido. No sé si sería porque estaban frías o porque tenía esa sensación –el frío lo tolero mejor–. El caso es que el momento me encantó...


Al final crucé la meta en 13ª posición, algo que no me esperaba en una prueba con un star list bastante potente.


En esta ocasión saco muchas conclusiones positivas... He aprendido a desenvolverme en el agua en grupo mucho mejor, aunque queda mucho que mejorar y practicar; hice de los mejores parciales en la T1, lo cual significa que lo entrenado ha dado sus frutos; he sabido competir con lluvia y sobre mojado –nunca había estado en esta situación y me “acojonaba” un poco–; y seguimos mejorando la carrera a pie, logrando el 19º mejor parcial –ya estoy en la primera mitad y no en la última… ¡jeje!–. ¿Cosas que mejorar? Bastantes… La T2 creo que será el siguiente paso…


Vuelvo contenta y motivada para seguir entrenando, para seguir sufriendo e intentar ser más competente. Ahora toca modificar el calendario de competiciones que tenía previsto con el fin de seguir aprendiendo y mejorando en competición, porque este año parece que en cada carrera voy haciendo algo mejor…


Entradas recientes
Historial
  • Facebook Clean
  • White Twitter Icon
  • YouTube Clean
  • White Instagram Icon
  • White Google+ Icon

©2015 YA-GO SPORT MEDIA

TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS

suscríbete